Portal de Eventos, Congreso Colombiano y Conferencia Internacional de Calidad del Aire y Salud Pública

Tamaño de la fuente: 
Emisiones del transporte terrestre y aéreo generadas en una ciudad de tamaño intermedio. El caso de Córdoba, Argentina
Josefina Urquiza, Sebastian Diez, Anahi Bianco, Lucia Movsesian, Javier Britch

Última modificación: 17/06/2019

Resumen


El acelerado crecimiento de los centros urbanos ha dado como resultado el deterioro de la calidad del aire representando una amenaza para la salud, no solo debido a la exposición directa sino también de forma indirecta a través del cambio climático. Existen diversas fuentes de este deterioro entre las que se encuentran el transporte, la industria y la agricultura,  todas influenciadas además por el crecimiento poblacional. Sin embargo, en las zonas urbanas es el transporte el principal responsable del empeoramiento de la calidad del aire y el aumento de las emisiones de gases de efecto invernadero. Argentina es el país sudamericano con la tasa de urbanización más alta de la región, con más del 92% de la población residiendo en zonas urbanas y casi el 50% concentrada en tan sólo 8 ciudades. Esto ha dado por resultado un uso cada vez más intensivo del transporte motorizado, no solo por las grandes distancias que se deben recorrer, sino también influenciado por la facilidad de compra de vehículos particulares (pagos en cuotas, planes de “auto-ahorro”, etc.), bajos costos de los tickets aéreos, pero además debido a la ineficiencia del transporte público terrestre. Es entonces necesario conocer las magnitudes de las emisiones generadas y así poder desarrollar políticas públicas. Con este objetivo es que en este trabajo se presenta un inventario que comprende simultáneamente las emisiones provenientes del transporte terrestre y del transporte aéreo de la ciudad de Córdoba (Argentina), considerando los gases de efecto invernadero (CO2, N2O y CH4) y contaminantes atmosféricos (PM, NOx, COVs, SOx y CO). Los resultados indican que el transporte terrestre aporta 3.7x 106 Tn anuales de CO2e, mientras que el aéreo 2.5 x104Tn CO2e. En cuanto al material particulado, el transporte aéreo emite 0.49 Tn/año de PM  y el proveniente del transporte terrestre es de 4.40 x 103 Tn/año.